“Conocer la realidad en la que vivimos es el primer paso para transformarla”.

El Grupo de Puebla y los desafíos de la política latinoamericana

Un héroe para algunos, un sinvergüenza para otros, Baltasar Garzón (en la foto)Sin duda, permanecerá en la historia de la lucha por los derechos humanos como una figura volátil y controvertida. “Nadie es profeta en su propia tierra”.Dice el dicho. Durante el juicio no pudo ejercer la profesión de juez en su España natal, pero su personaje ganó fama internacional tras la orden de detención en su contra. Augusto Pinochet. Su papel de héroe durante la persecución de periodistas y militantes por la independencia vasca, y su papel de asesor de los presidentes Uribe y Santos respecto a la supuesta desmovilización de las fuerzas paramilitares en Colombia, son parte de este misterioso aspecto que hay que destacar. Hoy su archivo multimedia abarca la coordinación de la defensa. Julian Assange. Su breve ingreso a la política lo trajo un poco más progresista en América Latina. En una especie de declaración de principios, en un ensayo de la página 12 de la revista, el ex juez explicó la visión del Grupo Puebla y los desafíos de la política en América Latina.
“Desde un punto de vista progresista, construir una alternativa confiable que satisfaga el nuevo y necesario bienestar de la sociedad requiere una acción conjunta para cambiar las cosas, e incluso antes de eso, debemos ser conscientes de la realidad en la que vivimos como primera Esto es lo que pienso y por eso lo expreso en mi libro “La encrucijada”, el mismo espíritu que inspiró al Grupo Puebla, la organización creada por líderes progresistas en América Latina y España que busca revertir la inquietante situación en el continente.Dice Garzón.
¿Podrán estos líderes progresistas, muchos de los cuales preguntan a menudo, revertir la situación en América Latina para dar continuidad a las políticas estatales que protegen los derechos básicos de las personas?
El Grupo de Puebla está integrado por 47 líderes políticos de quince países y el Consejo Latinoamericano por la Justicia y la Democracia (en el que Garzón juega su propio rol), y establece un eje que incluye Buenos Aires – Montevideo – Brasil – La Paz – Ecuador – Colombia – Ciudad de México – Santiago de Chile, y actualmente cuenta con más de 100 miembros.
Entre sus personajes principales se encuentra el Presidente de Argentina, Alberto FernándezEx presidentes de Colombia, Ernesto Samper Que, junto al político chileno Signo Enríquez OMinamiEl coordinador, el exministro brasileño Aloisio Mercadante, son los impulsores del grupo Ex presidentes de Brasil, Louise Ignacio Lola da Silva H Dilma Rousseff; Bolivia Evo Morales; De España, José Luis Rodríguez Zapatero; De Paraguay, Foto de Fernando Lugo, Uruguay, José Mojica, Así como decenas de líderes iberoamericanos.
También alberga un consejo asesor de figuras como el filósofo estadounidense Noam Chomsky, Escritor canadiense Naomi KleinPremio Nobel de Economía Joseph Stiglitz, El economista griego Yannis Varoufakis, Exasesor brasileño Celso AmorimLa actriz mexicana Gail García Bernal, expresidenta ecuatoriana Rafael Correa O el activista indio Arundhati Roy.
Según Garzón, las metas del Grupo Puebla se enfocan en brindar apoyo a las estructuras regionales, separándolas de aquellas que buscan generar una cultura de servidumbre en América Latina, y fortalecer el frente político, frente a la ley y la economía.
“Las herramientas para su aplicación deben tomar en cuenta la defensa del medio ambiente central, la Madre Tierra y los pueblos indígenas, las mujeres y los menores, y dar un papel de liderazgo a la sociedad civil y los movimientos sociales”.Él añade.
A fines de enero, el Grupo Puebla decidió presentar un comunicado que allanaría el camino para la restauración del continente, según Garzón. El enemigo común elegido es la epidemia y lo que nos impulsa es la solidaridad.
“La región sufre pérdidas irreparables de vidas y ha sido testigo de la crisis económica y social que duró años exacerbada. Los golpes suaves infligidos a los gobiernos progresistas en varios países tienen mucho que ver con estas desigualdades y esta decadencia es en su punto más débil”.
La receta agrega: “Las herramientas para superar la situación están en términos de ciencia, a través de la gestión integral de vacunas efectivas y seguras, que acaben con la explotación de las grandes farmacéuticas que inflan la desigualdad entre los que más tienen y los que menos tienen; medidas sociales y económicas de apoyo a las poblaciones más vulnerables y un nuevo modelo de economía solidaria ”.
¿Este aclamado apoyo a la sociedad más vulnerable podrá superar esa brecha que divide al sector más rico, si aún no ha sido posible implementarlo de manera efectiva, amplia y duradera en el continente?
¿Cómo se pusieron en práctica los cientos de discursos de tantos pobladores, muchos de ellos ex presidentes?
¿Cuál es el poder real que poseen estos líderes?
“Para el Grupo Puebla, el grupo que desató esta situación tiene profundas raíces en el modelo neoliberal respaldado por el financiamiento de capital que promueve la desigualdad extrema y la inestabilidad del mercado laboral; fragiliza el bienestar y la democracia; atenta contra los derechos sociales; amenaza el medio ambiente; se desliza hacia crisis. Es una situación económica recurrente y hace que el crecimiento sostenible y la justicia social sean incompatibles “.
Somos muy conscientes de la situación en la que nos encontramos y la historia de saqueo de economías es recurrente. ¿Con qué frecuencia tenemos que justificar nuestra llegada como punto de partida? ¿Con qué frecuencia tendrán que prometer recetas mágicas, nuevos principios y nuevas alianzas con los mismos rostros?
Según el exjuez, el Grupo Puebla está difundiendo la preocupación por el avance de la extrema derecha en el mundo, que se necesita un marco regulatorio que nos aleje de esta ideología y sitúe a Polonia, Hungría y España como ejemplos importantes.
“Si la extrema derecha se está comportando de manera coordinada en diferentes partes del mundo, los progresistas debemos unirnos como iguales en defensa de la democracia, nuestra libertad, los derechos humanos y el medio ambiente central. Es nuestro deber como demócratas, porque ya sabemos El camino que los fascistas quieren que nos arrastren nuevamente. Terminó en Auschwitz, Dachau, Buchenwald, Mauthausen-Gossen, y terminó en las cámaras de gas y el crematorio, y terminó en la ESMA y en los viajes de la muerte, y Terminó en la Villa Grimaldi y en Colonia Dignidad “.
Otro punto clave es el Lawfare, que se ha convertido en un arma muy poderosa en este momento, dijo Garzón. La corrupción de la justicia se da cuando olvidamos que la ley es una herramienta de calma social y facilitadora de la convivencia humana y no un arma para derrotar políticamente a la oposición. Debemos tener siempre presente en todo proceso judicial que los derechos humanos son hoy derechos humanos. esencia de la ley.
Garzón cree, en su idea, que el “progresismo humano” es el motor que puede cambiar el mundo.
“Es una tarea ardua pero indispensable que consiste sobre todo en realizar el valor del ser humano por encima de cualquier otra consideración, en proteger los movimientos sociales y la libre expresión de la protesta pacífica y constructiva”.Dice Garzón.
Ojalá que sus palabras se pongan en práctica. Esto podría traducirse en un proceso cultural que se ha pospuesto hasta ahora a través de planes maquiavélicos pre y post dictadura.
Ahora empiezan a aparecer signos de recuperación en las calles de Abia Yala. Los pueblos recuperan sus recuerdos. Quién sabe si el discurso de la pluma será reemplazado por ir a la plaza, a la calle, para los que visten traje y corbata, y manifestarse con el pueblo, porque también es un pueblo, como lo entendieron los grandes mártires. de la historia.

READ  Centroamérica, huyendo del hambre: la caravana migrante del "triángulo de la violencia" a la frontera con Estados Unidos

Foto © UPO – Universidad Pablo de Olafed Licenciado bajo Actualización CC BY-NC-ND 2.0.0

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *