La grave crisis del Partido Popular Español

El principal partido de centroderecha de España, el Partido Popular (PP), atraviesa una grave crisis nacida de un caso que involucra a la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, que se inició a partir de una investigación sobre un concurso público para la compra de mascarillas , se convirtió en una gigantesca crisis de la dirección nacional del partido, con violentos enfrentamientos internos, el intercambio de acusaciones y la renuncia de parte de la dirigencia.

En los últimos días, el Partido Popular ha perdido varios puntos en las encuestas de opinión, algunos destacados líderes del partido han dimitido y otros han exigido la dimisión del actual presidente Pablo Casado, lo que es casi seguro en los diarios españoles, y la convocatoria de una asamblea extraordinaria. congreso.

La crisis se hizo pública hace unos días cuando el diario publicó El Mundo ella tiene publicado La noticia de que desde el pasado mes de octubre el PP investiga supuestas irregularidades relacionadas con un contrato general por valor de 1,5 millones de euros para la compra de mascarillas que fue adjudicado en abril de 2020 por la Comunidad de Madrid, encabezada por Isabel Díaz Ayuso, del PP, a una empresa textil considerada cerca de su familia. Priviet Sportive nunca antes se había ocupado de suministros de atención médica. La hipótesis que comenzó a correr fue que en el proceso de compra, Thomas Díaz Ayuso, hermano del presidente, recibió de la empresa una compensación bastante importante por su papel de intermediario.

La Fiscalía Anticorrupción investiga ahora el asunto, para saber si los procedimientos son regulares o si se han cometido delitos de tráfico ilícito de influencias o malversación.

READ  Ningún fax ataca a la sede de la BBC: "Qué vergüenza ...". Enfrentamientos con la policía

– Lea también: ¿Cuál es el efecto ilícito del tráfico?

Los enfrentamientos internos en el Partido Popular comenzaron después de que el pasado mes de octubre, según varios diarios españoles, los dirigentes del partido citaran a la presidenta para pedirle explicaciones sobre el asunto, pero Díaz Ayuso negó cualquier conducta ilegal. Dos meses después de esa reunión, también hubo un intento del PP de recabar información detallada sobre el hermano de Ayuso y su familia a través de una empresa de investigación.

Tras la publicación de esta última noticia, el 16 de febrero, Díaz Ayuso acusó públicamente a la dirección de su partido de contratar investigadores privados para desprestigiar y “destruir” su reputación: “Nunca hubiera imaginado que la dirección de mi partido hubiera actuado en una manera tan cruel e injusta contra mí Y otra vez: “Las declaraciones de que ha venido toda la mañana en los medios de comunicación que ha venido del entorno de Pablo Casado y que es sin duda lo peor que se puede esperar de los políticos”.

La presidenta también admitió que su hermano recibía un fee de la empresa Priviet Sportive, pero solo por el trabajo que realizaba para la propia empresa: conseguir mascarillas y transportarlas a Madrid, y no como comisión de corretaje.

Dirigentes del PP negaron cualquier intento de investigación y espionaje contra Díaz Ayuso («negó haber fichado a Díaz Ayuso. Nunca la acusamos de ningún delito», afirmó Teodoro García Igia, por ejemplo, secretario general del PP), y una Durante varios días continuó el fuerte intercambio de acusaciones mutuas entre la dirección del partido y Díaz Ayuso. En ese momento, el presidente Casado anunció que se iniciarían medidas disciplinarias contra Díaz Ayuso, pero inmediatamente cambió de opinión: cuando, escrito PolíticoQuedó claro que el carismático presidente de Madrid era mucho más popular que el presidente de Madrid.

READ  Variante de Omicron, viajes y nuevas reglas: novedades en la UE

Para muchos observadores, el conflicto de las últimas horas dentro del PP debe haber tenido solo una relación marginal con los asuntos de la década. El problema, en cambio, será la debilidad de Casado como líder del partido, sobre todo tras los resultados de las elecciones autonómicas del 13 de febrero en Castilla y León. Cassado había decidido adelantar las elecciones con el objetivo de obtener la mayoría en la Cámara, y el Partido Popular ya había obtenido la victoria: pero con más del 31 por ciento de los votos, sin obtener la mayoría absoluta, se vio obligado a negociar con el partido de extrema derecha Vox.

Así, el encontronazo con Díaz Ayuso se habría convertido en un pretexto para golpear a un Casado del que, en pocos días, habían partido muchos destacados predicadores de su partido. Ha dimitido el secretario general Teodoro García Igea, cercano a Casado, el portavoz nacional, José Luis Martínez Almeida, y otras personalidades.

El bloque parlamentario del Partido Popular solicitó la organización de un nuevo congreso, que Casado decidió convocar tras algunas resistencias. La fecha debe fijarse dentro de unos días, cuando se realizará una reunión de la Asamblea Nacional del partido. Casado no dijo si presentaría o no su candidatura a la reelección, pero según varios observadores no será así, al contrario: Diarios españoles Ya renunció seguro Como dirigente partidario y parlamentario.

Mientras tanto, muchos miembros del Partido Popular parecen haberse puesto del lado del presidente de la Comunidad de Madrid que, durante el último año, se ha vuelto muy popular entre los votantes de derecha y centro debido a las duras críticas a las restricciones del coronavirus. Por el gobierno del presidente del Gobierno socialista Pedro Sánchez. Días antes, miles de simpatizantes del PPP protestaron frente a la sede del partido en Madrid, exigiendo la dimisión de Casado y la elección de Ayuso al frente del partido. Ayuso ha negado hasta ahora que quiera convertirse en líder del partido y ha afirmado en reiteradas ocasiones que su «sede está en Madrid».

READ  A la edad de nueve años, murió a causa de los rayos y sus órganos salvan a tres niños. La historia de los bancos de Jordania mueve al Reino Unido

Según algunos sondeos de opinión, el Partido Popular ha perdido más de cuatro puntos porcentuales en los últimos días, a favor de Vox, que, por primera vez, superó el 20% de los favoritos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.