Lejos de Francia, Nueva Caledonia quiere el divorcio. Macron lo rechaza así

Nueva Caledonia vuelve a reclamar su independencia el día de la visita de Emmanuel Macron. Pero el presidente francés rechaza cualquier hipótesis para resolver las relaciones con el territorio exterior. «Los tres últimos referéndums han demostrado cómo el pueblo de Nueva Caledonia quiere quedarse con París», dijo hoy en una rueda de prensa en Numea, a su llegada al archipiélago del Pacífico, posesión francesa desde 1853. Se espera que Macron se reúna con los líderes locales durante su visita de estado esta semana para discutir el estado futuro de Nueva Caledonia. El 40% de la población son canacos indígenas, la mayoría de los cuales desea «divorciarse» de París. Los partidos independentistas, que han estado en el poder desde 2017, quieren la plena soberanía para 2025. Los opositores a la independencia dicen que no hay necesidad de otro referéndum. Por el contrario, exigen una mayor integración con Francia. Desde 2018, Nueva Caledonia ha realizado tres consultas sobre independencia. En las dos primeras encuestas, el voto independentista pasó del 43,3 % en 2018 al 46,7 % en 2020. Pero cuando se convocó el último referéndum en 2021, los partidos independentistas boicotearon la votación debido al impacto del Covid en la población canaca y la participación electoral fue de poco más del 40 %. Activistas independentistas se negaron a reconocer el resultado.

Lea también: Francia entrega los dedos amputados a Macron antes de la fiesta nacional

De hecho, el «divorcio» fue negado. De ahí las palabras con las que Macron se refirió a «las estrechas relaciones entre Nueva Caledonia y Francia» y «la ubicación estratégica en el Océano Pacífico con las fuerzas navales y aéreas estacionadas aquí». El presidente francés, que visitará Papúa Nueva Guinea en los próximos días, subrayó que «Nueva Caledonia tiene un papel que desempeñar en la región del Indo-Pacífico». Francia dejó la puerta abierta a la posibilidad de otra votación en una generación o dos, pero la coalición independentista rechazó este momento. Laurie Humony, secretaria general del Caucus Democrático de Oceanía, anunció que el movimiento reabriría las negociaciones “porque no queremos caer en la trampa del neocolonialismo”. Los grupos independentistas también persiguen sus demandas en Naciones Unidas. Al mismo tiempo, grupos de ciudadanos han lanzado apelaciones sobre la validez del referéndum de 2021 en los tribunales franceses y el Tribunal Europeo de Derechos Humanos.

READ  París y la policía intentan detener una manifestación a favor de Palestina: gas lacrimógeno en la gente - video

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll al inicio